Inicio Pueblos Indígenas

Rubén Darío Quesnel Velázquez, expresidente del Instituto Paraguayo de Indígena (Indi), enfrentará juicio oral por el hecho punible de LESIÓN DE CONFIANZA Y APROPIACIÓN, acusado por la sustracción de más de más de G.3.120 millones, ocurrido entre enero y febrero del año 2013 durante su mandato.

El juicio tendrá lugar los días 18, 19, 20 y 21 del mes de abril de 2017. El Tribunal de Sentencia, presidido por el Abog. Víctor Hugo Alfieri Duria será quien juzgará la causa.

El dinero (más de G. 3.120 millones) estaba depositado a nombre de las Comunidades Indígenas YAKYE AXA y SAWHOYAMAXA, ambas del Pueblo Enxet, y que debía ser destinado a dar cumplimiento a puntos resolutivos de las sentencias internacionales a favor de éstas, compra de tierras y otros fines.

El caso involucra además a Marlene Mendoza, ex administradora del Indi, al funcionario Éver Otazo y a Óscar Viera, presidente de la Fundación Reforeast Par., quienes deberán asimismo enfrentar juicio oral. Además, Quesnel, Otazo y Mendoza ejercían el funcionariado de contraloría comisionados al indi.

El fiscal René Fernández, de la Unidad de Delitos Económicos y Anticorrupción es quien investiga la causa. Los representantes convencionales de las Comunidades Indígenas afectadas son los Abogados Maximiliano Mendieta, Julia Cabello y Adriana Agüero, de la Institución Tierraviva, quien lleva la querella adhesiva.

ANTECEDENTE

Sobre Rubén Quesnel ya pesa una condena de seis años y seis meses por lesión de confianza y abandono, al comprobarse su responsabilidad en la venta ilegal de tierras indígenas de la Comunidad Cuyabia, del Pueblo Ayoreo., condena que sigue cumpliendo en la penitenciaría de Tacumbú.

 

Fuente: Codehupy

Escuche audio:

La organización de los Pueblos Indígenas de las Zonas Urbanas organiza este 19 de abril una movilización en Asunción exigiendo el cumplimiento del acuerdo arribado con el gobierno para la construcción de viviendas, acceso a salud y educación, entre otras reivindicaciones según explicó Paulina Villanueva, una de las manifestantes.

Escuche audio:

Nicolás López, de la radio indígena Voces Nativas, de la comunidad “Cayim O’clim” en el departamento de Boquerón, dijo que los indígenas llevan más de 15 años en un pleito judicial por la tierra denominada ex Lorenzo Presentado. No hay resultado por parte del INDI ni de la justicia para tener una seguridad sobre el uso de la tierra, indicó.

Reiteró que la comunidad urge a la Justicia se expida sobre el tema. La comunidad cuenta con un título original de 19 mil hectáreas de los cuales 8 mil están siendo aprovechadas por gente no indígena que viven en Asunción, dijo.

Escuche audio:

Nicolás López de la radio indígena “Voces Nativas” de la Colonia Neulan – Boquerón denunció que no pudieron ingresar a la propiedad de los indígenas nivakle en la zona denominada exLorenzo Presentado cuando la semana pasada fueron a visitar a sus hermanos indigenas  porque los usurpadores de la propiedad mantienen candadeadas los accesos de entrada.

Están secuestrando a nuestros hermanos indígenas quienes viven en la zona, un grupo de nuestros compañeros fue hasta allí para llevarles víveres y no pudieron entregar, dijo López. Responsabilizan del hecho a los dueños de la Estancia Estefana y al ex militar Humberto Peralta, quienes usurpan el predio indígena. Así dijo indignado el comunicador. Aguardan que la Justicia obre a favor de los indígenas.

Escuche audio:

Rodrigo Villagra, antropólogo quien junto con Marcelo Bogado y Rafael Portillo realizaron una publicación e investigación sobre el alquiler de tierras indígenas de los pueblos Ava Guaraní y Mbya Guaraní en la región oriental, en contacto con el Centro de Producción Radiofónica Ñane Ñe’ê-Beto Centurión, dijo que el arrendamiento de las tierras es una práctica ilegal.

Conforme al estudio que realizaron demuestra que de 509 comunidades indígenas, 189 alquilan sus tierras, estimadas en unas 22 mil hectáreas para el cultivo de soja. La extensión puede ser mucho más grande dice si se toma la región occidental donde también terrenos indígenas para la ganadería y la extracción de carbón. El alquiler de las tierras indígenas es casi cuatro veces más que el cultivo de la marihuana.

Se está ante un fenómeno de violación constante más grave que el narcotráfico y sin intervención del estado, puntualiza Villagra al tiempo de manifestar que la inacción del Estado ante esta realidad es parte de la negación estructural de los derechos de los pueblos indígenas, que igualmente refleja la desigual distribución de la tierra concentrada en pocas manos.

Las autoridades actúan como cómplice de esta realidad negativa. El alquiler es como una oferta perversa del sistema que fomenta la ilegalidad y la informalidad junto con el deterioro del medio ambiente y la pérdida de los derechos, acota el antropólogo.

Escuche audio: Agustín Benítez, cacique de la comunidad indígena Loma Tajy del distrito de Itakyry – Alto Parana, , se acercó hasta la radio El Mensu del mencionado distrito a fin de dar a conocer su versión sobre el alquiler tierras. En diálogo con el radialista Luis Acosta, reconoce que están arrendando sus tierras a sojeros, según dijo la propia comunidad resolvió entregar 150 hectáreas a brasileños para el cultivo de la soja.

Saben que es ilegal pero no tienen otra alternativa considerando que el Estado por medio de sus instituciones no brinda respuestas a las miles de necesidades de la comunidad, según dijo el cacique. Reiteró que el arrendamiento no es su iniciativa sino de toda la comunidad. 20 familias son las que se benefician con el alquiler de tierras.